¿Machu Picchu con niños?… Es posible!

October 24, 2018

Este lugar era uno de mis destinos soñados desde chica y por distintos motivos nunca había ido. El principal de ellos, es que mi gran compañero de viaje se negaba a ir!! Pero como puedo ser muuuuy persistente, este año convencí a Sebastián de que fuésemos en familia. Cuando ya me había dado el sí, varios amigos le dijeron que viajar con niños a Machu Picchu era una locura, que la íbamos a pasar mal… Yo NO la paso mal en los viajes, entonces me aseguré de que la aventura fuese lo más placentera posible para todos y especialmente llevadera para los chicos.

 

Sacamos pasajes en el tren Hiram Bingham el mejor tren del mundo mundial! Amé este tren por 1 millón de motivos pero les voy a dar 7 razones fundamentales:

  1. Tren de los años ´20 todo revestido en madera y con servicio de lujo.

  2. Sale de la estación de Poroy a 30 minutos de Cusco, a diferencia de los otros que salen desde Ollantaytambo que están a 2 hs. y tenes que levantarte cerca de las 4 am. A nosotros nos pasaron a buscar a las 8 y 8.30 estábamos en la estación.

  3. Hacen una ceremonia Inca de invocación a la Pacha Mama antes de subir al tren, muy emocionante!

  4. La comida y bebida a bordo del tren es espectacular.

  5. Hay música en vivo durante todo el viaje y un vagón panorámico para ir admirando el paisaje que es divino

  6. Cuando llegas a Aguascalientes no tenes que hacer una cola interminable para subir al bus, hay micros especiales para este tren que te suben sin esperar. Lo mismo para bajar.

  7. Al finalizar el recorrido por Machu Picchu tenes incluido el té en el Hotel Belmond Sanctuary Lodge.

 

Al llegar a Machu Picchu, no les puedo contar la emoción que sentí, estar ahí contemplando ese lugar que vi en fotos toda mi vida y que en ese momento tenía frente a mi fue IN-CRE-I-BLE. Fuimos con un guía que nos explicó sobre los distintos templos y construcciones del sitio (si quieren más info pueden escribirme), hacíamos paradas para sentarnos, admirar el paisaje, sacar fotos y evitar que los chicos se cansaran por demás, si bien tienen energías no son como el niño de 6 años que subió al Kilimanjaro. Además, tomamos las precauciones de llevar agua, repelente para mosquitos y protector solar.

 

No queríamos que la jornada fuera demasiado larga, entonces optamos por hacer noche en Aguascalientes. Paramos en Sumaq Hotel, ubicado en el pueblo frente al río. Además, de ser un hotel muy cozy, lo que más me gustó es que nos ofrecieron clases de cocina gratuitas para adultos y para los niños también, nosotros aprendimos a hacer Pisco y ceviche y Francesca y Nello cookies decoradas.

 

La mañana siguiente paseamos por el pueblo que es muy pequeño pero tiene un mercado de artesanías enorme. También distribuidas en distintas calles hay esculturas de piedras de distintos artistas que son espectaculares. Almorzamos en el restaurante Indio Feliz, de los más pintorescos que vi y la comida so good!

 

Ya puedo tachar este destino increíble de mi bucket list! Ahora tengo que convencerlo de ir al Taj Mahal

 

¿Cuáles son los destinos que quieren ver antes de morir?

 

Info útil:

 

Alojamiento: https://www.machupicchuhotels-sumaq.com/

 

Tren: https://www.perurail.com/trains/belmond-hiram-bingham/

 

Camino del Inca: https://bookatrekking.com/es/trekking/peru/

 

 

Share on Facebook
Share on Twitter
Please reload

Categoría / Category
​Sigueme / Follow me
  • instagram
  • FACEBOOK
  • TWITTER
Please reload

  • Blanca Facebook Icono
  • Blanco Icono de Instagram
  • Twitter Icono blanco
0