Viajar con niños en avión? No es tan difícil como parece!

November 23, 2018

Muchas viajeras y viajeros tienen terror a volar cuando tienen hijos, no se trata de miedo a las alturas sino de una especie de fobia a estar encerrado en un pájaro de metal con su tan preciado retoño, con miedo a que se transforme en Jack Jack el bebé de los increíbles y sea imposible de dominar. He aquí algunos de mis tips para viajar con mis hijos que siempre me funcionaron.

 

 

 

Previsión

 

Prensá en todas las cosas que te pueden pasar estando arriba del avión y que podrías tener que solucionar, aquí van algunas:

  • Aburrimiento: la razón número uno de los tan temidos berrinches. Algunas aerolíneas además de contar con el entretenimiento abordo, entregan unos kits para niños con libros para colorear y otros juegos. No lo dejes librado al azar, en estos momentos los tan criticados dispositivos móviles se vuelven nuestros mejores aliados, descargale a tu hij@ su película o serie favorita, juegos que  sabes que no fallan, etc. Libros para leer y colorear con crayones son una excelente forma de matar el aburrimiento de los peques. Algún juguete favorito y por qué no como alternativa un poco de masa al estilo Play Doh.

  • Comida: éste es un ítem importante, ya sea un vuelo largo o corto el hambre o sed de nuestros niños puede ser nuestra peor pesadilla si no estamos preparados. En vuelos cortos a veces el snack es muy pobre o inexistente, un paquete de galletitas puede ser la salvación, lo mismo con una botella de agua o jugo. En vuelos largos, generalmente hay opciones de platos para niños, asegurate de que sirvan algo que les guste, especialmente si el menú de tus hijos es limitado.

  • Descanso: en vuelos largos traten de conseguir horarios nocturnos, tener a un niño encerrado y sentado 10 horas en un avión en horario que debería estar corriendo y jugando no es sano para ellos y menos para ustedes. Nello es muy inquieto pero en vuelos nocturnos ha llegado a dormir 13 horas seguidas incluyendo la escala!

  • Ropa: siempre, siempre, SIEMPRE llevá una muda de ropa completa arriba del avión, la ropa de ellos no ocupa tanto espacio y nos puede hacer falta. Desde una descompostura hasta tirarse toda la cena encima son cosas que suelen ocurrir con niños y no querrás tenerlos envueltos en una manta durante todo el vuelo.

  • Medicamentos: Siempre pensá qué eventualidades pueden surgir en el avión, si tu hij@ suele tener vómitos, fiebre o tos, llevá lo que creas que te puede servir para calmar la situación hasta que estén en tierra.

 

Calma

 

Mi primer viaje como madre de 2, fue cuando Nello tenía 5 meses y Franchu 3 años y nos embarcamos en un viaje de unas 13 horas a Playa del Carmen (incluyendo una escala en Miami). Cuando ingresamos al avión, Seba se quedó dejando el cochecito en la manga y yo fui con los dos peques a sentarme. Unos minutos después suben un par de amigos de unos 30 años y cuando me ven con mis dos adorables criaturitas se querían matar, les habían asignado los asientos al lado mío. Al ver sus caras de profunda decepción, les expliqué que no tenían de qué preocuparse, yo tenía la intención de dormir toda la noche por lo que ellos podrían hacer lo mismo. Me miraron incrédulos y gentilmente me ofrecieron su ayuda durante el vuelo porque pensaron que viajaba sola, les agradecí pero les aclaré que había otro padre responsable a bordo. A la mañana, a una hora de aterrizar, mientras tomábamos el desayuno ambos me comentaron que había sido un vuelo excelente y que no subieron con muchas expectativas al verme con los chicos. Muchos padres se ponen nerviosos por lo que van a pensar los otros pasajeros si su bebé o niño llora, que tu hij@ haga un berrinche en pleno vuelo no es cómodo pero no es el fin del mundo. Siempre digo que entre nosotras y nuestros hijos sigue existiendo un cordón umbilical invisible, si mantenes la calma tu hijo responderá de la misma forma y se tranquilizará más rápido.

 

BONUS TIP: en el despegue y aterrizaje a los niños se les pueden tapar los oídos lo que puede causar molestia o dolor. Llevar caramelos masticables o chicles es una buena idea para que el síntoma pase más rápido. Para los bebes, una mamadera o darles el pecho puede ayudar también.  

 

 

 

 

Share on Facebook
Share on Twitter
Please reload

Categoría / Category
​Sigueme / Follow me
  • instagram
  • FACEBOOK
  • TWITTER
Please reload

  • Blanca Facebook Icono
  • Blanco Icono de Instagram
  • Twitter Icono blanco
0